viernes 14/5/21

El 'Cruz del Mar', un crimen impune

El 28 de noviembre de 1978 Canarias fue golpeada por el terrorismo. Ese día se encontraba faenando, a dos millas y media de la Punta El Cabiño en la costa africana, el pesquero 'Cruz del Mar', con base en Lanzarote, aunque matriculado en Vivero (Lugo)

Homenaje a los fallecidos en Puerto Naos, Lanzarote
Homenaje a los fallecidos en Puerto Naos, Lanzarote

Una lancha zodiac tripulada por hombres armados, vestidos con trajes de neopreno abordaron al pesquero 'Cruz del Mar'. Sus nueve marineros y un niño de 14 años fueron vilmente obligados a ponerse en fila y a arrodillarse mientras los asaltantes los ametrallaban a sangre fría. Sólo tres de los tripulantes salvaron milagrosamente la vida al arrojarse al agua. Luego los atacantes dinamitaron el barco y huyeron, sumiendo a las islas en un hondo pesar por la suerte vivida por nuestros compatriotas.

Este brutal asesinato nunca fue reivindicado por ninguna de las partes en conflicto en la zona, el Frente Polisario y Marruecos.

El ministro de Asuntos Exteriores del Polisario, Hakin Ibrahim, afirmó en la sede de Naciones Unidas que el ataque fue una maniobra del Gobierno marroquí para sabotear el clima de amistad y el establecimiento de relaciones entre el Polisario y España. Por su parte, el gobierno de Hassan II aseguraba lo contrario.

Las víctimas mortales fueron José María Hernández Marrero; Agustín Hernández Marrero, contramaestre, de 41 años, y hermano del patrón; su yerno, Rafael Salas Fernández, de 26 años, cocinero; Juan Suárez Rodríguez; Amador Hernández Marrero, 16 años, engrasador e hijo de Agustín; Alfredo Rodríguez Marrero, de 19; y el niño Sebastián Cañada García.

Los tres supervivientes fueron Manuel Hernández Marrero, hermano del patrón del buque, y Miguel y Eusebio Rodríguez García. Estos identificaron en diciembre de 1978 a los atacantes, tras serles exhibidos los ficheros que la Policía tenía en los archivos del Documento Nacional del Sáhara. Del total del grupo de atacantes, unos veinte, las víctimas identificaron a seis de ellos.

El pueblo de Lanzarote sigue manteniendo el recuerdo de los fallecidos

(El pueblo de Lanzarote sigue mantiniendo vivo el recuerdo de los fallecidos)

Por estos hechos, el Tribunal Territorial Militar Quinto de Santa Cruz de Tenerife abrió una causa con número 206/78.

Según el periodista del diario El País, Daniel Gavela, "meses antes del ataque al 'Cruz del Mar', Madrid sabía que Marruecos estaba preparando una acción similar, pero por motivos que el periodista ignoraba, la información quedó congelada en Madrid y no fue transmitida a las autoridades de la Zona Marítima de Canarias”.

Esa teoría fue confirmada por aviones que despegaron de la base aérea de Gando para tratar de localizar a los autores. Desde ellos se observó cómo una columna de camiones del ejército marroquí subía por una pista hacia El Aaiún y un vehículo llevaba en la parte alta una embarcación neumática como la que emplearon los asaltantes.

Los familiares de los fallecidos no sólo sufrieron la pérdida de sus seres queridos, sino que las autoridades españolas catalogaron el incidente como “accidente de trabajo”. Tuvieron que pasar varios años para que al fin esas muertes se consideraran un acto de terrorismo, siendo beneficiarios por ello de una indemnización mucho más digna que la que corresponde a los accidentes laborales.

Aún hoy el asesinato de los tripulantes del 'Cruz del Mar' sigue impune.

Espero que las autoridades españolas nunca renuncien a aclarar lo sucedido y, si fuera posible, castigar a los culpables y a los que los encubrieron.

 

Juan Carlos Saavedra

Escritor, investigador y divulgador de la cultura canaria

http://www.juancarlossaavedra.com

El 'Cruz del Mar', un crimen impune
Comentarios