miércoles 8/12/21

El Rocasa dice adiós a la Copa de la Reina

Las amarillas cayeron en los cuartos de final del torneo del K.O ante un Aula Alimentos de Valladolid que estuvo más acertado (15-18). El choque estuvo marcado por el buen papel de ambas porteras y de las defensas. El conjunto grancanario lo intentó con todo, pero en esta ocasión le tocó ceder

El Rocasa dice adiós a la Copa de la Reina
El Rocasa dice adiós a la Copa de la Reina

No pudo ser. El Rocasa Gran Canaria se despidió de la Copa de la Reina al caer frente a un Aula Alimentos de Valladolid que fue más certero en sus lanzamientos en el momento caliente del partido. Las pupilas de Carlos Herrera chocaron tanto con la defensa vallisoletana como con una Lourdes Guerra intratable. Pese a ello, las Guerreras Amarillas lucharon hasta el final por darle la vuelta al encuentro. 

Nadie se impone en una batalla de porteras



Los errores en los lanzamientos marcaron un poco el inicio de partido de los dos equipos. Tuvo que ser María Gomes la encargada de romper la sequía con un trallazo tras casi 3 minutos sin goles. El Rocasa trató de hacerse fuerte atrás con la idea de no permitir lanzamientos cómodos, pero también le faltó en esos primeros instantes algo más de acierto. Sin embargo, no tardaron en ir remarcando su ventaja merced también a las paradas de la Silvia Navarro de toda la vida. 

Pronto respondió un Aula Alimentos de Valladolid que, con su fluidez ofensiva, pudo encontrar algunos huecos con los que martillear la meta amarilla. De ese modo, se volvió a igualar el encuentro justo cuando, nuevamente, le faltó acierto al cuadro grancanario. Pese a ello, Navarro continuó inconmensurable bajo los palos y el Rocasa recuperó confianza, también, en forma de goles con los que dar respuesta. 

Con la alegría repartiéndose casi a parte iguales, el Aula volvió a cimentar un muro que a las amarillas les costó derribar. Algunas pérdidas complicaron mucho la ofensiva insular, algo que bien aprovechó el cuadro vallisoletano para poner su primera ventaja del choque tras remar mucho atrás. Las inferioridades en pista también le pasaron factura a un equipo, el local, al que le faltó buen feeling (6-8). 

Además, Lourdes Guerra se sumó a la fiesta de paradas de Silvia Navarro y eso dejó un camino algo más minado para que el Rocasa le diera la vuelta. Aun así, dos tantos casi seguidos de Mbengue y Hosoe devolvieron la sonrisa al anfitrión, porque la necesitaba para intentar llegar al segundo tiempo con mejores condiciones. 

Con ese panorama, un gol de María Gomes supuso el empate en el marcador, solventando un momento crítico en el que las de Carlos Herrera fueron capaces de igualar fuerzas. No fue una primera mitad sencilla, pero con media hora por jugarse todavía, el Rocasa se mantuvo con fuerza en el aspecto psicológico por lo trascendental que pueden ser los parciales al descanso en este torneo (10-10). 

Nadie se despega y dejan los deberes para el final



Como ya ocurriese en el primer tiempo, la segunda mitad se inició con dudas en ambos bandos. Otra vez fue el Rocasa, de la mano de Tiddara Trojaola, el encargado de romper la racha aciaga con el gol. No obstante, anotar fue un acto hartamente complicado porque, pese al paso de los minutos, nadie sería capaz de aglomerar un parcial con el que alejarse en el electrónico y marcar territorio. 

Con ese guion de partido, la tensión fue creciendo ante la falta de eficacia. Las defensas continuaron endureciéndose y no había manera de encontrar dominador. Aun así, para dominadora de la situación ya estaba una Silvia Navarro que paró y paró con mucha firmeza. Pese a ello, dos golpes consecutivos del Aula en otra inferioridad isleña hicieron daño justo cuando no llegaban los goles locales (12-14). 


Alba Spugnini palió la situación con un golazo. Pero aún no terminó el Rocasa de ponerse por delante. Justo en esos instantes de duda, Francisca Parra fue expulsado con tarjeta roja, dejando al Aula sin una de sus jugadores importantes a poco de alcanzar los últimos 10 minutos de un partido no acto para cardiacos. 

Aula da el golpe en el momento justo



Los disparos de las amarillas no encontraron portería. Hubo un tramo del partido en el que parecía imposible anotar, pero para los dos equipos. Se empezó a notar entonces algo de nerviosismo porque cada balón, cada posesión eran vitales. De hecho, esa situación llevó a ambas escuadras a cometer algunos errores. Llegó el momento de los tiempos muertos y de las señalizaciones de pizarra en un partido que empezaba a oler a prórroga porque ninguno de los dos se imponía. 

Un gol de Elba Álvarez le devolvió la ventaja a un Aula que voló tras otro zarpazo vallisoletano que llegó de las manos de Teresa Álvarez. Pidió entonces tiempo muerto Carlos Herrera porque, a 3 minutos del final, llegó el que fue el casi primer punto de partido a favor del cuadro visitante. Entonces, Lourdes Guerra paró 3 lanzamientos que eran clave para las aspiraciones insulares y el reloj apretó.  

Hasta en 3 ocasiones lo intentó sin suerte un Rocasa que no pudo y que al final tuvo que ceder. El esfuerzo y la intensidad de las amarillas fue notable, pero los goles del Aula en esos instantes tan decisivos acabaron por imponerse. De ese modo, el cuadro grancanario se despide de esta Copa de la Reina 2021 con cierto sabor amargo pese a que pusieron todo lo que tenían para ganar el partido (15-18). 

El Rocasa dice adiós a la Copa de la Reina
Comentarios