martes 24/5/22

¿Tu pauta erótica coincide con la de tu pareja?

Saber si tus deseos son tuyos, saber si realmente deseas lo que haces y compartes con tu pareja, saber qué pauta erótica es la tuya puede darte claves para disfrutarte, disfrutarle y disfrutarse

¿Tu pauta erótica coincide con la de tu pareja?
¿Tu pauta erótica coincide con la de tu pareja?

Todo en nuestra vida suma, deja huella, genera una acción, respuesta o conducta como descubrimos con los modelos de apego. Veremos esta vez que, de manera similar, nuestra pauta erótica conduce nuestras acciones y reacciones en cuanto a los deseos o falta de ellos. ¿Por qué debemos identificarla? Conocer nuestros deseos reales, los de nuestra pareja y compartirlos. Sí, has leído bien, deseos reales, todos aquellos que aunque los tapemos o no los escuchemos están ahí. Estos son los que verdaderamente nos harán disfrutar si los ponemos en práctica y los damos a conocer a nuestra pareja, sea ocasional o estable. Puede ser que nunca hayas pensado en ello. Es buen momento para hacerlo y si tienes pareja, inclúyela.

Cuando te mueves desde una pauta erótica poniendo el fetichismo como base, puede que tu excitación dependa del uso ciertos objetos o el uso de partes concretas del cuerpo; en algunos casos se trata de una excitación provocada por algo que es tabú para ti por algún motivo. Quizás te parece transgresor usar ciertos complementos en el encuentro erótico con tu pareja y sin embargo eso te excita y te encanta, pero no lo usas por miedo o vergüenza. ¿Tienes antifaz y no sólo para el carnaval? Te encantan las esposas, una pala de azote bien usada forma parte de tu juego, un látigo de acero con el que experimentar texturas y temperaturas pasando por ciertas partes de tu cuerpo.

Si tu pauta erótica está guiada por las energías, te moverás desde tus anhelos, deseos y disfrutarás viviendo y sintiendo ese deseo, te excitará la expectativa, vivirás la posibilidad de encuentro erótico con curiosidad, disfrutarás de la preparación y anticipación creativa. Por ejemplo: te encanta que te toquen sin tocarte, te gusta sentir las manos de la otra parte pasar sobre tu cuerpo sin llegar a tocarlo y lo sientes, te encanta sentir el deseo de la otra parte porque es energía para ti, te gusta fantasear.

Si tu pauta erótica es más sexual, por lo que social y culturalmente se adjudica al sexo: desnudez, coito, cuerpo con cuerpo, penetración, orgasmo, probablemente tus encuentros eróticos se basan en el coitocentrismo puro. Disfrutas moviéndote en una combinación de posturas, usas casi siempre la misma, o según te permita la otra parte. Puede que tu pasaporte para el encuentro erótico sea anunciarlo con un: “Estoy cachondo o cachonda” o directamente palpando los genitales de la parte contraria, cosa que si tu pareja no coincide en pauta erótica puede acabar en contienda con una muy probable negativa a tus demandas.

Si te mueves en una pauta erótica más guiada por la parte sensual, te dejarás envolver por todo lo que llegue a ti a través de los sentidos; gusto, vista, olfato, tacto, oído. Te fascinan las velas de aromas, el incienso, darle un matiz distinto a cada encuentro combinando luz, aromas y sonidos de fondo. Te gusta cuidar los detalles, por ejemplo: sábanas de algodón, deben oler bien, la ropa interior elegida para la ocasión. Juegos varios con lubricantes de sabores (por qué usar siempre el mismo, ¿verdad?). Velas de parafina para masajes o aceites esenciales. ¿Percibes de qué te hablo? Sabes buscar, encontrar y dar placer poniendo todo tu ser en cada encuentro erótico.

Y por último una pauta erótica flexible, eres capaz de excitarte con todo, depende la persona con la que compartas el momento, el lugar, tu estado de ánimo, tus motivos. Eres de lo más versátil.

Después de ver estas pautas eróticas, ¿intuyes qué toca? Conocerte, escucharte, saber qué es lo que realmente te excita, con qué te gusta jugar, experimentar, y compartirlo con tu pareja. De nada sirven los silencios incómodos, las negativas al encuentro erótico, bufar a la pareja, ponerte en modo off, y todo ello por no descubrirte a ti, descubrirte ante tu pareja con autenticidad y escuchar lo que tiene que contarte tu pareja desde su autenticidad. Ya sabes, pase lo que pase no olvides el humor. ¡Hasta pronto!

 

Rut Mónica Díaz

Sexóloga

@sexologarutmonicadiaz

¿Tu pauta erótica coincide con la de tu pareja?
Comentarios